Turismo

Bruselas (Bélgica)

Lo que nadie te explica sobre el clima belga

25/01/2019

Como en todos los países, hay tópicos que se cumplen y otros que son fruto de algún que otro exagerado. Sin embargo, en el caso de Bélgica, los meteorólogos y las estadísticas no mienten: este país es uno de los más nublados. El cielo está completamente encapotado 12 horas de 24 que tiene el día, durante todo el año.

Muchos dirán: “Ya lo sabía. Es lo primero que te dicen cuando nombras Bélgica en voz alta”. Pero hay muchas otras cosas sobre el clima belga que probablemente no son tan obvias. Aquí te comentamos algunas:

  • Llueve mucho. ¿Quién lo dudaba con este cielo tan gris? Pero lo que muchos -españoles- no piensan es que el hecho de que esté siempre encapotado no ayuda a saber con antelación si ese día va a llover o no. Miras al cielo y piensas: “Lloverá, cogeré un paraguas” o “Siempre está encapotado, seguro que no llueve”. Sin embargo, las probabilidades de equivocarse fiándose sólo del cielo son muy elevadas.
  • También hace mucho frío en invierno, y al ser un país con un clima húmedo, lo primero que ataca el frío son los pies. Importante llevar botas, doble capa de calcetines o algo que sepas que te protegerá lo suficiente. ¡Es la queja número uno de los largos paseos de fin de semana!
  • El hecho de que el día esté soleado no asegura que vaya a hacer calor, todo lo contrario. Al no haber nubes que mantengan el calor, hará más frío. Por lo que al final no sabes si es preferible un día frío pero soleado o gris y templado.
  • Aunque muchos hablen del cielo gris, es una pena que no se mencionen los amaneceres rosados que destacan en este país cuando el cielo decide despertar sin nubes. Es un espectáculo digno de ver.

En todas partes siempre habrá pros y contras, motivos que nos harán enamorarnos de una ciudad y otros que harán que nos guste un poco menos. Pero nada debe ser un impedimento para probar y dar una oportunidad a aquellas nuevas experiencias que se nos presentan. Y tú, ¿cómo lidias con el clima belga?

Un artículo de Claudia Lahuerta para CEXT

 

!Aviso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información aquí