París (Francia)

Trabajo

Trabajar en Francia (II): Lettre de motivation

28/10/2015

¡Lo prometido es deuda! Seguimos adelante con nuestra serie de artículos para ayudaros en vuestra búsqueda de empleo en Francia. En la primera publicación os hablamos del currículum vitae (CV) -recuerda aquí nuestros consejos-. En esta segunda entrega analizaremos la lettre de motivation, lo más parecido a nuestra carta de presentación. Un documento de vital importancia que debe complementar la información del CV.

Su objetivo principal es convencer al reclutador de que eres el candidato idóneo para el puesto de trabajo. Para ello es muy importante que sepas atraer la atención del lector. Imagina todas las candidaturas que puede llegar a recibir una empresa a lo largo del día. En este sentido, la originalidad y la sinceridad, serán tus aliados.

Ten en cuenta también que la extensión máxima debe ser una página. En caso contrario, será motivo de descarte automático. Las frases cortas, claras y concisas, así como ceñirte exclusivamente a los apartados que debe contener, te ayudarán en tal menester.

  • Datos personales

Incluye tu nombre completo siguiendo las mismas indicaciones que mencionamos en el anterior artículo para este mismo apartado (por ejemplo: María-Luisa MARTIN); tu domicilio actual y los datos de contacto. No olvides que deben ser coherentes con lo que previamente hayas indicado en tu CV.

  • Datos de la empresa

Detalla los datos del destinatario indicando el nombre completo de la persona a la que te diriges, el puesto que ocupa, el nombre o razón social de la empresa y la dirección completa. En caso de no tener algún dato, escribe sólo los que conozcas con seguridad.

  • Lugar y fecha. Debes utilizar la forma francesa, por ejemplo: Paris, le 31 octobre 2015.
  • Asunto (Objet: …)

Si estás respondiendo a un anuncio, debes incluir el nombre del puesto en cuestión junto con la referencia del mismo (aparecerá en dicha oferta). No incluir este último dato puede suponer que tu candidatura quede descartada. Ten en cuenta que seguramente no sea el único proceso de selección que la empresa tenga abierto, por lo que esta información les facilita su organización interna. Por ejemplo: Candidature au poste de/d’… (référence annonce).

Si por el contrario, se trata de una candidatura espontánea, el asunto debe corresponder con el puesto de trabajo al que te gustaría optar. Por ejemplo: Candidature au poste de/ d’…

  • Archivo adjunto (Pièce Joint o PJ). Como es lógico, este apartado sólo se mencionará cuando envíes la candidatura por email. (PJ: Corrículum Vitae).
  • Saludo

Si conoces el nombre del destinario, puedes indicarlo así: Madame FOIREST o Monsieur FOIREST. En caso contrario, utiliza la forma clásica de cortesía francesa: Madame, Monsieur.

  • Contenido

Primer párrafo: Presentación de tu candidatura. ¿Por qué les escribes? ¿Qué es lo que estás buscando? Destaca ese dato que sabes que llamará la atención del lector. Por ejemplo, si ya tienes experiencia en el puesto de trabajo, indícalo brevemente.

Segundo párrafo: Habla de la empresa. ¿Por qué te interesa trabajar con ellos? Por su posicionamiento en el sector, su crecimiento en el mercado laboral, sus valores, etc. Hazles ver que les conoces. Para ello, infórmate bien sobre la empresa y/o el puesto en cuestión.

Tercer párrafo: Habla de ti. No caigas en el error de repetir tu CV, amplía esa información. ¿Qué aspecto específico aportas a la empresa? Formación, experiencia, competencias, habilidades, etc. Es el momento de detallar, por ejemplo, esa experiencia relacionada con el puesto en cuestión, que no has podido desarrollar en tu CV (misión, responsabilidades, resultados). En este sentido les encanta que se utilicen ejemplos concretos.

Cuarto párrafo: Habla de ambos. Es decir, de vuestro proyecto profesional en común. ¿Por qué deben contratarte? Resalta tu interés en querer colaborar dentro de su equipo de trabajo.

Quinto párrafo: Despedida. Menciona una posible entrevista y muéstrate disponible a ello. Además, despídete utilizando una forma de cortesía coherente con la utilizada en el saludo.

  • ¡No olvides firmarla!

A día de hoy, con la posibilidad de enviar las candidaturas vía Internet, se ha perdido la costumbre de firmar “de puño y letra”. Sin embargo, si la entregas en mano, es básico que lo tengas en cuenta.

Una vez redactada, y al igual que sucedía en el CV, queremos incidir en la importancia de una correcta redacción sin faltas de ortografía. Para ello, no dudes en pedir ayuda a las diversas instituciones que se dedican a ello (FACEEF, COCEF, entre ellas).

¿Confundido con tanta información? Tranquilo. Conoce algunas expresiones útiles y visualiza ejemplos reales. Además, en la próxima entrega, daremos un paso más hacia adelante y hablaremos sobre Pôle Emploi, el paro francés. Bon courage !

Imagen: Cedida por www.commentcamarche.net